jueves, septiembre 29, 2005

Atreverse a Escribir

El sábado 24 de septiembre, despues de una capacitación sobre blogs en el Colegio Champagnat de Villa Alemana, algunos de los participantes se han preocupado de actualizar sus blogs, uno de ellos, Germán Godoy, lo ha hecho, el, desde su perspectiva de educador en el colegio Rafael Ariztía de Quillota, ha colocado en su blog el relato de algunos acontecimientos de la vida colegial y sus reflexiones acerca de los mismos. No voy a entrar en detalles, sobre lo que Germán ha escrito, sino que, más bien, intentaré contar una reflexión que me ha surgido al leer lo suyo. Si bien el blog sirve para dar a conocer mensajes o comunicar ideas, no hace falta ser un erudito, en alguna materia, para lanzarnos a escribir. Germán da cuenta de la cotidianeidad de su trabajo de educador y pone esa cotidianeidad en una proyección de importancia y trascendencia que la vida misma de el, educador, y de sus alumnos, aprendices, se torna interesante y significativa para el que la lee, independientemente que esté o no de acuerdo con sus ideas.

Mi conclusión, para mis amigos blogeros del sábado 24, no es otra que hay que atreverse a escribir, no solamente desde nuestros conocimientos, también desde nuestro emocionar, desde nuestros afectos y desafectos, el blog no solo puede servir como complemento para las clases, en el caso de los profesores, sino que también para mostrarnos más humanos y reencontrarnos con otros en esa humanidad.

1 comentario:

Aldo Passalacqua dijo...

Carlos, estoy de acuerdo, pero hay que tener cierta experiencia para plasmar en letras lo que se experimenta en el interior. No es fácil, en primer lugar, sentir, y menos "sentirse"... y mucho más complejo, ir develando la propia identidad cuando no se ha tenido la oportunidad de hacerlo. Sin embargo, adhiero a tu llamada: Atrever a escribir lo que siento, no solamente lo que sé...